¡¡ NUEVO LIBRO YA DISPONIBLE !!

"Permítete saber quién eres"


CANALIZACIÓN 02-sep-2020 (texto y audio)


Queridos amigos, bienvenidos un día más. Sentíos merecedores de la abundancia, de la alegría, de la felicidad, de la plenitud. Dejad de juzgaros duramente por los errores que podáis cometer en un momento determinado, por sentiros confusos o sentir miedo. No se puede juzgar a un niño por ser un niño, no se puede juzgar a un humano por ser humano. 

En este plano en que os desenvolvéis es fácil dar un traspié. Pero vuestra esencia es un tesoro, es infinita, es grandiosa, Gran-Diosa. 


Sois hijos de la Fuente pero también formáis parte de ella. Es imposible que podáis concebir vuestro poder y vuestra grandeza en este plano. Sin embargo creednos cuando os decimos  que sois plenamente merecedores de todas las maravillas que podáis imaginar y desear. Descargad vuestro corazón. Dejad de medir, dejad de pesar, de calcular, de analizar. 


Por un momento simplemente siente qué hay en ti. Sé sincero/a contigo misma/o y permítete sentir qué hay en tu corazón. Qué predomina: la alegría, la tristeza, el miedo, la ilusión, los sueños, la incertidumbre, la angustia, la curiosidad, la alegría. 

Todo es correcto, encuentres lo que encuentres en tu corazón, es adecuado, es válido, es lo que sientes y no pasa nada, puedes permitirte sentirlo. 

Si es un sentimiento de los que consideráis negativos, de tristeza, de angustia, de miedo, ansiedad, cansancio, rencor, envidia, odio, rabia, simplemente reconoce que está ahí. 


Ahora imagina que tienes una tiza en la mano y que puedes escribir en una pizarra todos esos sentimientos negativos, todos esos sentimientos que pesan en tu corazón, visualiza cómo lo escribes en una pizarra. 

Deja la tiza, coge el borrador y despacio, visualiza cómo borras cada una de esas palabras, cómo se convierten en polvo de tiza, cómo desaparecen.


Y ahora coge de nuevo la tiza y escribe todo aquello que hay, que sientes positivo en tu corazón o que deseas sentir: alegría, ilusión, plenitud, curiosidad, paz. Permite que esas palabras se graven en tu corazón, se activen, visualiza cómo empiezan a ser luminosas, a irradiar luz. Puedes imaginarlas dentro de tu corazón brillando con su luz y sentir cómo esa luz crece como una gran esfera que sale de tu corazón y te envuelve por completo. 


Ahora eres una esfera luminosa ligera llena de confianza, llena de alegría te sientes pleno/a, puedes sentir toda la plenitud que hay en ti porque no tienes límites, eres una esfera luminosa que puede expandirse y expandirse y puedes entrar en contacto con otras esferas, es como chispeante o a veces es suave como una caricia. 

Y poco a poco todas esas esferas se van uniendo, envolviendo al planeta. Siente cómo formas parte del planeta, cómo estás conectado a él. Siente la fuerza del corazón de Gaia, cómo tu corazón se conecta al suyo. 

Y esa energía, esa esfera lumínica, sigue expandiéndose y expandiéndose y va absorbiendo toda la galaxia y sigue más allá hacia el infinito. 

Siente cómo eres todo y nada. Cómo todo vive en ti. Siente cómo no tienes espacio ni tiempo. Atraviesas las edades. Siente cómo la Fuente vive en ti y tú en la Fuente. 

Y poco a poco, visualiza de nuevo esa esfera de luz que eres. Percibe cómo se va estructurando y diferenciando del resto de esferas, cómo se va condensando hasta volver a ser una llama luminosa  que se deposita en tu corazón. Siente esa llama en tu corazón, conectada a Gaia, conectada a la Fuente; que siguen formando parte de ti y tú de ellos. 


Así que no ahogues tu luz, permítete brillar. Permítete saber quién eres. 

Solo así crecerá tu llama. Ve hacia ti mismo. Porque es la hora de la verdad, de dejar que se exprese el verdadero Yo. Permite a tu alma expresarse cantando, bailando, gritando, riendo, soñando.

Cada día al despertar tienes una nueva oportunidad de pintar un nuevo cuadro, una nueva historia, un nuevo Yo que te guste más, que te haga más feliz, que se parezca más a ti mismo. 



Maestros, guías y seres de luz

a través de Pilar González